La tecnología está teniendo una presencia cada vez mayor en todos los aspectos de nuestra vida cotidiana, tanto en el hogar, en el lugar de trabajo como en el tiempo de ocio. La introducción de las TIC en las aulas viene siendo algo habitual en los últimos años y aunque, en algunos casos, pueden aparecer problemas para su implantación, su avance parece imparable e irreversible. Son herramientas que pueden, y deben, facilitar el trabajo de los docentes y ayudar a los alumnos a conseguir una serie de objetivos y competencias, pero no debemos olvidar que no dejan de ser herramientas al servicio de la comunidad educativa.
Teniendo en cuenta estas consideraciones, hay aún otro aspecto importante que a menudo no se contempla: el soporte técnico y la formación en las nuevas herramientas TIC adoptadas. Muchos han sido los proyectos que no han llegado a buen término, que han quedado olvidados o que, simplemente, no han conseguido ponerse en marcha por la falta de una adecuada planificación. Es, o ha sido, frecuente que no se incluya en la fase de implementación, un programa de formación adecuado y actualizado, ni un servicio de soporte técnico al que acudir en caso de duda, o para solucionar cualquier problema surgido durante la puesta en marcha y el uso de la tecnología en cuestión.
Ante esta situación, el éxito, y más a menudo el fracaso, en la implantación de la tecnología, si descontamos problemas de infraestructura de red y otros problemas técnicos, solía recaer en el profesorado y, más concretamente, en el administrador, coordinador o docente TIC. En muchos casos esta figura suele ser un docente que tiene conocimientos de informática, que le gustan las tecnologías y que tiene menos horas lectivas semanales, con lo cual puede dedicarse a solucionar problemas relacionados con las TIC y ayudar a otros compañeros. En otros casos son expertos informáticos que pueden ver truncado su trabajo por problemas presupuestarios del centro o por acumulación de tareas, ya que además deben impartir sus clases, realizar evaluaciones, etc. En pocos casos tienen dedicación exclusiva a esa tarea, o el servicio de mantenimiento TIC lo lleva una empresa externa. En cualquier caso, estos profesionales a menudo se ven saturados en su jornada, por lo que cualquier problema surgido con la implantación de las TIC, puede hacer peligrar el futuro y la implantación de las mismas, si no existe un adecuado soporte técnico durante el proceso.

shutterstock_177305726
Porque cuando surgen los problemas, ¿a quién se recurre? En la mayoría de los casos los docentes acuden primero a Internet para buscar la solución. Otra opción es recurrir a los compañeros, siendo el coordinador TIC el que primero es consultado. También suelen recurrir a algún alumno más familiarizado con la tecnología y, otra opción, aunque no es la más utilizada, es consultar el manual del fabricante o contactar directamente con él a través de la página web, que en definitiva es quién ha desarrollado el producto y conoce mejor las posibilidades y problemas con los que se puede encontrar el usuario.
Los maestros y profesores, al igual que cualquier usuario, incorporan más fácilmente la tecnología cuando saben que cuentan con un soporte técnico que les respalda y son más proclives a utilizarla y a experimentar nuevos productos. Por todo ello, desde Escudo Web siempre hemos creído que la formación inicial sobre el uso de los productos de software para educación, junto con el soporte durante la implantación y la duración del proyecto tecnológico, son fundamentales para garantizar un uso adecuado, para sacar partido a todas las posibilidades que ofrecen y para garantizar la continuidad en el futuro.

CP Jorge Juan1
En Escudo Web Software, como fabricantes de soluciones para gestionar los dispositivos Android, Windows y Chromebook de tu centro educativo con midess MDM, de Control de Aula con midess Classroom, Filtro de Internet y Control Parental, consideramos imprescindible ofrecer la formación inicial, online o presencial, así como todo tipo de soporte a través de asistencia directa o a distancia por videoconferencia, línea telefónica, correo electrónico, Whatsapp, videotutoriales y manuales en formato digital. La mejor manera de comprobar que nuestros productos de software se utilizan cada vez más en los centros educativos, es asegurándonos de que funcionan, de que están actualizados y de que no son abandonados por problemas técnicos o falta de capacitación por parte de los usuarios. Sólo de esta manera se consigue que las TIC sean adaptadas de forma generalizada, aceptadas por todos los participantes de la comunidad escolar y que sean consideradas como herramientas útiles e imprescindibles en los centros educativos.

José Luis Morón, Dpto. de Formación y Comunicación de Escudo Web Software

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR

Pin It on Pinterest

Share This